Restaurante argentino LA TRANQUERA ofrece menú en Sistema Braille.

Restaurante argentino LA TRANQUERA ofrece menú en Sistema Braille.

“Hace tiempo que me he sensibilizado con la problemática de las personas ciegas y las limitantes que encuentran en su vida cotidiana. Estuve involucrada con un programa que se llama Paseo a Ciegas Ensenada, coordinado por Ricardo Hernández, que consistía en recorridos recreativos en bicicleta para personas ciegas y /o débiles visuales. Allí, conocí a varias personas de la Unidad de Atención a Grupos Vulnerables adscrita a la Secretaría de Desarrollo Social Municipal (Sedesom) y tomé contacto con el subcoordinador de Discapacidad, Raúl de la Rocha.”
“Ya comenzaba a gestarse mi interés en dar un pequeño aporte desde el restaurante argentino del que soy co-propietaria y apoyar la cultura de la inclusión transcribiendo el menú, en sistema Braille. Pienso que desde el comercio y los espacios de turismo se puede ayudar a minimizar un poco la problemática existente y lograr que las personas ciegas puedan acceder por sus propios medios a consultar precios u opciones gastronómicas como cualquier otro comensal.” “Por otra parte, desde la Secretaría de Turismo del Gobierno de Baja California ya comenzaron los apoyos en el otorgamiento de las cartas-menú en Braille para restaurantes de distintas ciudades del Estado, pero no fue ese el camino que recorrí, aunque adherí completamente a la iniciativa. Por eso, quise implementarlo rápidamente”.
Paulina Jiménez Ochoa, una joven incansable, ciega, profesionista y militante por los derechos de los discapacitados. Actualmente es presidente de la Audioteca para personas con discapacidad visual (Apdisvi), AC y radica en Tijuana. Fue a ella a quien solicité ayuda y sin dudarlo me envió la transcripción del Menú del restaurante argentino La Tranquera en sistema Braille. Me hizo saber su agrado ante este aporte y considera que todo esto es un puntapié para que muchos otros comercios del sector gastronómico dedican un poco de esfuerzo para sumarse a esta tendencia”.
Ya tuve oportunidad de visitar a un grupo que está capacitándose en lecto-escritura en sistema Braille quienes se reúnen en instalaciones cedidas por el DIF Municipal, bajo la coordinación de Francisco Deleón Lemus (51) quien gentilmente revisó y leyó el menú de La Tranquera, con lo que me quedé totalmente tranquila para comenzar a ponerlo a disposición de la comunidad ciega y débil visual en el restaurante.
“Este grupo está formado por alrededor de 13 personas, el más joven tiene 20 años y los demás son adultos. Algunos han perdido la vista hace 5 o 10 años y necesitan fortalecerse para poder continuar su vida. Allí tienen posibilidades de asistir diariamente de 11 a 2:00 PM y participar de un Programa de Movilidad de Bastón Blanco, Terapias grupales, Yoga, Lecto-escritura en sistema Braille e iniciación a la computación y todas estas actividades son gratuitas”.
“ Deleón me comentaba que necesitan apoyo de la comunidad o autoridades para la adquisición de materiales básicos para la cotidianeidad de las personas ciegas como bastones, como regletas para escritura en Braille, punzones y hojas que luego se perforan. Este set básico cuesta alrededor de $250 pesos pero al no conseguirse en la ciudad, las personas que los necesitan los deben procurar en el centro del país o en Estados Unidos. Así que se agradece la ayuda de autoridades o la comunidad en general en este sentido.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *